Cuando nos compramos un vehículo nuevo depositamos en el concesionario elegido para tal fin no solo una cantidad de dinero que en la mayoría de los casos nos ha costado mucho conseguir, sino que además va acompañado de muchos sueños e ilusiones. Pocas compras realizamos con tanto entusiasmo como la de nuestro coche, no es solo una herramienta que nos llevará de un lugar a otro, es parte de nuestra identidad y nos sentimos como un niño con zapatos nuevos cuando por fin conseguimos estrenarlo. Por eso, por todo lo que hemos confiado para realizar esta compra nos sienta muy mal saber que diferentes concesionarios a lo largo de la geografía española han pactado los precios de sus vehículos. Ahora la OCU ha decidido luchar por los derechos de todos aquellos que se sientan estafados y los invita a que unan sus fuerzas a través de su organización.

La OCU reclama contra 147 concesionarios
La OCU reclama contra 147 concesionarios

La OCU dice que hemos pagado más por nuestro coche

Según podemos leer en la página de la OCU con relación a este tema lo que pretenden es que estos concesionarios también tengan que responder ante los consumidores por el daño ocasionado:

147 concesionarios de grandes marcas han vulnerado la competencia con un pacto de precios. El resultado es que tú has tenido que pagar más por tu coche: no te conformes, reclama tu dinero.

La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia persigue este fraude

Ya conocíamos que la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia, CNMC, está intentando luchar contra el pacto de precios que presuntamente han realizado varias marcas de coches en nuestro territorio y por dicho motivo han sancionado con multas millonarias a diversos concesionarios. En este 2015 se llevan impuestas sanciones por un importe de 56 millones de euros.

El motivo de dichas sanciones es que esos 147 concesionarios habrían pactado precios y además habrían intercambiado información comercial. La OCU quiere intervenir en este asunto para asegurarse de que los derechos de los consumidores, los principales perjudicados, estén en todo momento a salvo. Creen que la mejor forma de garantizar que esto suceda es mediante tomar la iniciativa de juntar a todos aquellos que se sientan perjudicados por este tipo de actuaciones para que la reclamación tenga más fuerza. De hecho quieren emprender una acción judicial por los daños y perjuicios sufridos por los consumidores.

Para la OCU los afectados compraron su coche entre 2006 y 2013

Según nos cuenta la OCU los compradores afectados son aquellos que adquirieron su vehículo entre los años 2006 y 2013 en un concesionario de las siguientes marcas: Alfa Romeo, Audi, BMW, Chevrolet, Chrysler, Citroën, Dodge, Fiat, Ford, Honda, Hyundai, Hyundai, Jeep, Kia, Lancia, Land Rover, Lexus, Mazda, Mercedes-Benz, Mitsubishi, Nissan, Opel, Peugeot, Porsche, Renault, SEAT, Toyota, Volkswagen y Volvo.

Descuentos que no se efectuaron

Tal y como comenta la propia OCU la reclamación por daños y perjuicios se basa en la posibilidad de conseguir recuperar el dinero que correspondería a unos presuntos descuentos que finalmente no se efectuaron en el momento de realizar la compra de los vehículos. Esto fue así por el mencionado pacto que realizaron los concesionarios. La Organización de Consumidores lo explica de esta manera:

Para entenderlo mejor, si en ese tiempo compraste un coche Volkswagen que te costó 18.000 con descuento, piensa que si no hubiera habido cártel su precio habría sido más barato, por ejemplo podría haber sido de 17.200 euros: puedes reclamar esos 800 euros de diferencia.

Más de 1.000 personas se han unido a la OCU

De momento hay más de 1.000 personas que se han unido a la OCU en esta reclamación con la que esperan que los consumidores consigan la devolución de ese dinero presuntamente estafado por los concesionarios. Creen que para lograrlo es imprescindible estar unidos, para que la reclamación sea más fuerte.

Para poder participar de esta reclamación conjunta es necesario afiliarse a la OCU. Claro, que antes nos interesa conocer si realmente tenemos derecho a recibir alguna clase de indemnización al haber sido víctimas de este pacto entre concesionarios. Para que puedas averiguarlo con facilidad han creado una aplicación que aparece en su web. En ella te aparece un listado con las empresas implicadas. Después te solicitan que introduzcas el año en el que efectuaste la compra y finalmente tu mail. Una vez que compruebes si eres uno de los afectados, ya puedes unirte a la reclamación.

Eso sí, si sospechas que eres uno de los damnificados, no te duermas en los laureles puesto que no siempre vas a poder sumarte a esta reclamación colectiva. La OCU ha fijado en el próximo día 31 de octubre como la fecha límite para reclamar junto con ellos la compensación por el dinero perdido. Si te pasas de ese día tendrás que hacerlo por tu cuenta.

Así que si crees que has sido perjudicado, no dudes en reclamar tus derechos.

Dejar respuesta